Dreamboard: mas que sueño, una pesadilla

Todas las semanas se están cerrando recursos en internet de “contenido pedófilo” (como la jerga los llama). Se dice que es una innumerable cantidad de paginas las que día a día se producen en el ciberespacio y que luego de un tiempo son desactivadas. Ahora bien, la pregunta es ¿de qué estamos hablando concretamente si le hacemos mención? Basicamente podemos hablar de 2 ó 3 cosas distintas. Una es la captación fotográfica (en imagenes o videos indistintamente) de niños/as que posan desnudos para el usuario final. Otra bien distinta es la misma captación pero de niños/as que posan practicando coito (que podrá ser oral, vaginal o anal) con otras personas (mayores o menores). Y una tercera -variante de la anterior- es cuando ese acto sexual practicado por dichos menores es impuesto, obligado.

Entonces podríamos decir que la primera categoría es de una moral intachable. Que la segunda y la tercera ya entran en el terreno de la polémica, sobre todo la tercera, que ya es sin dudas totalmente repudiable.

Y volviendo al tema que nos ocupa, les presento al extinto Dreamboard: un foro bastante popular que compartía material entre individuos de solo una limitada cantidad de países. Pero ¿por qué yo me meto con este sitio? Pues lo que yo desconocía de él es que justamente promovía contenidos del segundo y hasta el tercer tipo de material del que yo les hablé. Sí. Una verdadera aberración de oir de que aparecían bebés y de que las víctimas presentaban aparente dolor físico y estrés e inclusive llorando. Una verdadera pena escuchar estas cosas. ¿Hay necesidad de cometer estos actos para reivindicar derechos que no son escuchados?¿No se olvidan que son en este caso los niños los que terminan pagando los platos rotos?¿Los que reciben la violencia sin ser ellos los creadores de las leyes?

A mis colegas, les advierto que con personajes nefastos como estos que involucré, así nunca vamos a poder tener una imagen positiva frente a la sociedad. Tras que es tan fácil recibir una crítica de ella por nuestra sola condición sexual, ésto lo empeora todo.

Así que si están planeando participar o crear un sitio de intercambio de material, tengan en cuenta 2 cosas: una que es ilegal, pero la mas importante y segunda, que es inmoral seguir el modelo de Dreamboard. Sólo material del primer tipo es el que deberían compartir para tener la cabeza libre de nubarrones; para tener la conciencia tranquila. De esa forma habrán librado a los niños de ser expuestos a daños graves o de consideración. Seamos buenos y no necesitaremos de leyes que estén afectando nuestra preciosa libertad ;).

P.D.: espero que ninguno de los detenidos en esta operación judicial lo haya sido sólo por suministrar contenidos del primer tipo, ya que si no se estaría cometiendo otra aberración, que las leyes de la actualidad permiten ;(

, , , ,

Deja un comentario

Enfermedad?

Voy a tratar hoy un tema que desvela tanto a la comunidad que lo hacen a un lado (!). El tema es si la pedofilia, o sea la atracción sexual hacia niños varones o mujeres por alguien que tiene al menos 5 años mas (!) es una enfermedad. Parece mentira que hace algún tiempo un sitio web extranjero publicó un artículo que decía algo como “Pedophilia: ¿is really a disorder?” (¿realmente la pedofilia es un trastorno?) Todavía le parecía nuevo que pudiera no ser una enfermedad. Se nota que el que lo escribió no era pedófilo. Ahora bien, tenemos noticias más frescas para dar: en febrero de este año y en una sesión del Parlamento canadiense, al tratarse el tema de los delitos sexuales contra menores…¡cayó la gran sorpresa!. Psicólogos expertos en el tema trataron de explicarles a los legisladores que…la pedofilia es otra orientación sexual. “No se puede cambiar la orientación sexual de una persona. Incluso si impusiéramos un mínimo de cinco años (de cárcel) a las personas, esto no resolvería el problema.” Todo esto en el marco del proyecto de ley que modificaría las penas a las personas que “atacan sexualmente” a niños. Lo pueden ver aquí : http://www.redprovida.com/index.php?option=com_content&task=view&id=3309&Itemid=105. Entonces si lo dicen ellos, es porque es así ¿o no? Creo que está muy claro con los argumentos que dan para sostener esto. Pero parece que el mundo está emperrado en tratarlo como enfermedad, como perversión. Me parece que lo tratan así porque no les gusta como se vería en la cama un adulto haciendo el amor con un niño ¡Sería desagradable! Pero caramba! ¿Y un hombre cojiendo con otro hombre acaso es esteticamente bello? Y ¿una mujer teniendo sexo oral con… un animal? Pero por Dios, ¡déjense de decir pavadas!

Pero vamos a suponer que como la sociedad te quiere hacer creer, es una enfermedad. Sí. Supongamos que hay una parte del cerebro que no está funcionando bien como afirma un estudio en cuestión, que habla del córtex frontal. Entonces, tendríamos que tratar al enfermo como enfermo. Es decir, con una actitud de lástima y conmiseración hacia él. No como hace la gente en la actualidad que los trata peor que a los asesinos.

Y hay mas. Las leyes no tendrían que castigar las conductas sexuales de estas personas, porque ante todo serían enfermos y luego delincuentes y no al revés como plantea Roberto Silva Bijit.

Como ven, no es sencillo para la sociedad decretar si ha de ser enfermedad o si no ha de serlo, porque cualquiera de las opciones tiene “sus riesgos”. A mi no me gustaría que la realidad fuera tan dura, pero es así. Y si de algo estoy seguro es de que los pedófilos no la crearon así como es. Buenas noches!

, , , , ,

1 comentario

Google: ¡qué lástima!

Creo que todos conocemos lo que es Google. Es una empresa importantísima en el mundo de la tecnología. Se destaca -además de por sus ganancias (que son millonarias)- por la calidad de sus productos. De seguro que todos nosotros utilizamos al menos uno de ellos habitualmente. Sino es el buscador, es el correo (GMail) y si todavía no usamos ninguno de estos dos, seguro que utilizamos su servicio de vídeos (YouTube). Cuando se trata de innovar, es una empresa que sabe lograr nuestra satisfacción. Un gran ejemplo se ve con los Labs de GMail: pequeñas aplicaciones que extienden las funcionalidades del cliente de correo. Po r su parte en el buscador, los últimos tiempos marcaron una gran cantidad de opciones para refinar nuestras búsquedas: por tipo de pagina web (foro, blog, noticias) y en las imágenes, por colores o por tipo de imagen. Sabemos es un servicio por ahora sin competencia en el mercado y quién sabe por cuanto tiempo mas no tendrá rival. Ahora bien, si piensan que todas son rosas para esta empresa están muuuuy equivocados. Tengo que comunicarles que hay un costado oscuro que no quisiéramos conocerlo, pero está. En primer lugar, con todo el dominio de productos que tiene y que abarca casi toda nuestra vida online, amenaza nuestra privacidad.  Se convierte en un “cuco” en potencia. En segundo lugar, hace unos meses surgieron quejas porque los vehículos dedicados a capturar imágenes de las diversas partes del planeta, también eran usados para capturar datos de redes Wi-Fi sin autorización. Y finalmente, como tercer y gran crítica, va la dirigida a su buscador. Y es aquí donde vuelco toda mi bronca y descontento, que también es la de millones y millones de personas.

Resulta que cuando uno busca palabras clave que están asociadas a la pedofilia, el buscador puede que bloquee automáticamente contenido pornografico en que aparezcan menores. Y no es que estemos hablando de pornografía ‘polémica‘, o sea aquella en donde aparezcan niños teniendo sexo con un adulto. No, no, no. Basta con que haya menores (que no es lo mismo que ‘niños’) y que estén desnudos para que proceda el bloqueo. Así de crudo.

Pero algunos me dirán: “Google está obligada por las leyes a actuar así. No es culpa de ellos”. Y yo les diré: “los de Google no son tan santos ¿Por qué? Porque ellos mismos se han adelantado a las exigencias legales y han instaurado un sistema por el cual dichos contenidos se filtran automaticamente. Han construido una política de “tolerancia cero” con la pornografía infantil. Y como si esto fuera poco, verán en las normas de uso de Blogger que no se permite material en los que aparezcan niños vestidos…¡en ropa interior! Patético lo de Google. Y todo en defensa de los niños….¡explotados! ¡Caramba! ¿Cuánta explotación puede sufrir un niño que solo se limita a posar frente a una cámara?  En Google ya no podrán acceder a TODA LA WEB sin censura. La dictadura, pues, se ha instaurado en regímenes democraticos. Sí mis amigos; esta es la web que tenemos. Y todos somos responsables por no frenar este avasallamiento a nuestra libertad, a nuestras tendencias sexuales. Y bueh! como diría Chavez: “Google, vete al carajo”

2 comentarios

Un pedofilo … ¿un delincuente?

Sí, amigos. Lo que escucharon. No! No se rían ¿Les suena a demasiado? Je je. A mi también. Creo que a todos los colegas nos pasa lo mismo. Lo que pasa que delincuente es una palabra ofensiva, una palabra “gruesa”. Pero sigamos. Vamos a ver el por qué de la afirmación del título. Delincuente es lo que siempre se escucha en los medios cuando se habla de los ladrones, o a lo sumo de asesinos. Estamos hablando de comportamientos indefendibles: de gente que su forma de vivir (por eso también el apodo “malvivientes”) consiste en violentar gustosamente a los demás para conseguir sus lamentables objetivos, que no condicen con las buenas costumbres, con la forma de vivir pacífica. Hasta aquí todo bien. Pero se van a llevar una sorpresa. Si analizamos la palabra delincuente vemos que… ¡es la persona que repetidamente comete delitos! O sea alguien que mata, asesina pero también viola o … tiene sexo con niños. Porque ya todos sabemos que esa actividad también está penada por la ley. O sea que aquél que tiene una orientación sexual diferente, termina siendo degradado al nivel de delincuente, solo por ejercer la condición sexual que le tocó en suerte (que por otra parte es bella e incomparable). ¿Ven lo que esto significa? ¿Entienden a dónde vamos a parar con esto si confundimos malvivientes con “buenvivientes”?¡Así está la sociedad! No me miren a mí ¡Qué disparate! Una persona que no tiene malas intenciones termina siendo confundida con una que sí ¿Solución? No se. Agarren su bebida alcohólica preferida y tómense un buen trago, de modo que olviden el mal momento y puedan seguir.

,

4 comentarios

¡Hola mundo!

Welcome to WordPress.com. After you read this, you should delete and write your own post, with a new title above. Or hit Add New on the left (of the admin dashboard) to start a fresh post.

Here are some suggestions for your first post.

  1. You can find new ideas for what to blog about by reading the Daily Post.
  2. Add PressThis to your browser. It creates a new blog post for you about any interesting  page you read on the web.
  3. Make some changes to this page, and then hit preview on the right. You can alway preview any post or edit you before you share it to the world.

1 comentario

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.